Usos y tratamientos de parafina en cosmética y belleza

manos hidratadas con parafina

 

El uso de la parafina, está muy extendido en los centros de belleza porque mejora el aspecto de las manos y pies.

Las temporadas en las que está más solicitado coincide con los cambios de temperatura que facilitan las pérdidas de líquidos en la piel, y al ser tan buen hidratante ayuda a recuperar su luminosidad sobretodo en pieles muy resecas.

Propiedades de la parafina:

La propiedad más valorada de la parafina es la hidratante aunque también está muy extendida en la industria alimentaria o en la fabricación de velas.

En fisioterapia es muy usada también a la hora de calmar dolores ya que funciona como agente reductor.

En la industria cosmética se utiliza cada vez más para tratamientos de hidratación de manos y pies, en problemas de deshidratación, falta de elasticidad, sequedad, piel descamada y agrietada.

Cuando aplicamos la parafina en la piel se forma una película que retiene la perdida de humedad e hidratación, conservando la temperatura de la piel. Actúa como aislante e induce a la eliminación de toxinas y pérdida de líquidos.

Uso en cosmética.

En cosmética, es muy usada en tratamientos de hidratación profunda, y su uso está muy aconsejado en personas con epidermis agrietada, seca y con falta de elasticidad.

Puede ser usada en muñecas, manos, hombros, codos, pies muslos y rodillas. Puede usarse además como mascarilla facial pero esto siempre ha de hacerlo un profesional.

Una manicura o pedicura no solo se limita a arreglar las uñas y cutículas, debemos cuidar el aspecto de manos y pies que gracias a el poder hidratante de la parafina, se consiguen unos resultados extraordinarios.

La parafina en cosmética tiene multitud de usos, puede usarse cono ingrediente para las cremas hidratantes, tratamientos reafirmantes y reductores. En fisioterapia se usa para calmar y aliviar los dolores en articulaciones, tendinitis y contracturas.

Beneficios de la parafina.

  1. Hidratación profunda de la piel .
  2. Recuperación de dolores musculares, contracturas, tendinitis, artritis y artrosis.
  3. Se utiliza en tratamientos de fisioterapia y rehabilitación.
  4. Estimula la circulación sanguínea.
  5. Ayuda a adelgazar, ya que reduce la grasa localizada especialmente con caderas y piernas mediante un contraste de la calor con la parafina y seguidamente aplicando frío.
  6. Ayuda a conseguir un rostro más bello, suave y juvenil. (Estos tratamientos faciales deben hacerse siempre por un profesional).

 

Si te ha interesado nuestro post sobre la parafina, no dejes de leer los artículos sobre nuestros productos, para aprender a utilizarlos y saber todas sus propiedades 🙂 .

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario