Cómo quitar y prevenir las ojeras

Las ojeras y las bolsas bajo los ojos dicen mucho de nuestra situación física y anímica. Nuestra piel actúa como sensor de carencias, recoge fácilmente cualquier exceso o falta de cuidado y la de los párpados, en particular, es especialmente sensible.

La inflamación y su tono violáceo, verde o marrón aparece principalmente si no se ha dormido bien, pero una pigmentación determinada de la piel acrecienta su efecto antiestético.

Uno de los de defectos que provocan utilizar lentes graduadas es que los ojos tienden a adentrarse en sus cuencas, destacando las ojeras.

La deshidratación es otro de los elementos que puede ocasionar la formación de ojeras; junto a la sequedad de los labios son dos síntomas de que el organismo necesita agua. Al respecto, es necesario beber litro y medio de agua al día e incrementar esta cantidad si hace calor o se ha realizado ejercicio.

ojo bonito con ojera

Retención de líquidos

También la retención de líquidos ocasiona la formación de bolsas debajo de los ojos. Durante el sueño se suelen retener líquidos. Si al despertar por la mañana los ojos aparecen hinchados, mientras se prepara el desayuno se deben guiñar unas veinte veces seguidas de forma relajada pero contundente. De esta forma se disminuye la inflamación por acumulación. A cualquier hora son eficaces las gasas empapadas en agua, o en infusión de té o de manzanilla, siempre todo a temperatura fría. Una dieta salada y baja en hidratación favorece las bolsas y las ojeras. Evitar, pues, consumir sal.

El agotamiento y la falta de sueño entorpece la circulación de la sangre y provoca la dilatación de los capilares, que se hacen más visibles en la fina piel del párpado inferior. Esa fatiga en la mirada puede borrarse rallando un trocito de pepino y de zanahoria recién sacados de la nevera. El rallado se aplica en los párpados una vez que la persona se ha tumbado y ha cerrado los ojos. Se deja actuar durante un cuarto de hora y se enjuaga con agua abundante lo más fría posible.

Para las ojeras azuladas, causadas por un estancamiento de la sangre, la lavanda actúa como anti-inflamatorio y tónico circulatorio. Aunque el aceite esencial de esta planta es uno de los pocos que pueden aplicarse directamente sobre la piel, una gota en cada párpado, es preferible diluirlo con agua templada o con infusión de manzanilla, aproximadamente en unos 200 mililitros, 20 gotas. Extender la loción con cuidado para que no entre en los órganos visuales. También se pueden añadir unas flores de lavanda al agua hirviendo y realizar vahos con una toalla por encima. Sirve, además, para todo el cutis.

No obstante, las ojeras pueden tener su origen en el factor alimenticio, y afectan a personas que llevan una alimentación poco equilibrada y escasa en sustancias necesarias para la oxigenación de la piel.

Geles, correctores, cosméticos y esencias naturales

Si la causa es hereditaria, genética, se hacen presentes desde la juventud. Si se deben a un desequilibrio del organismo que produce un problema de circulación linfática, se puede consultar a un médico especialista, aunque en la mayoría de los casos desaparece con un descanso suficiente.

Si no se tiene tiempo para esperar al sueño reparador de toda una noche, se pueden usar los productos cosméticos específicos para disimularlas, correctores; pero es necesario elegir el mismo tono de la piel puesto que si se aplica un tono más claro no se conseguirá un efecto natural.

Más eficaz a largo plazo es un gel específico que drene los líquidos de los párpados y otro especial para la coloración provocada por la dilatación de los capilares situados debajo del párpado inferior. Usados normalmente mitigan la tendencia genética o coyuntural.

Otras soluciones naturales y prevenciones

  • Envolver hielo en un paño suave y mantenerlo sobre los ojos 15 minutos.
  • Poner sobre las ojeras rodajas de patata durante unos 10 minutos al día.
  • Rallar una patata con su piel bien limpia y una manzana verde. Mezclar bien y añadir unas gotas de hamamelis. Aplicar debajo de los ojos y dejar actuar durante 10 o 15 minutos. Aclarar luego con agua templada.
  • Mezclar a partes iguales clara de huevo batida y glicerina. Aplicar la pasta que resulte y esperar que se seque. Después darse un masaje con el tónico habitual.
  • Echar unas gotas de aceite de lavanda en un recipiente con agua hirviendo y aspirar los vapores.
  • Licuar hojas de menta y mezclar con una gota de aceite de oliva. Extender la loción con suma suavidad por el párpado inferior antes de ir a dormir.
  • Dar un masaje con un producto para contorno de ojos para que mejore la circulación sanguínea y tonificar la piel.
  • Preparar una infusión con dos bolsitas de té o manzanilla. Dejar enfriar y colocar las bolsitas sobre los párpados. Después poner una crema especial para el contorno de los ojos a temperatura fría.
  • Una bolsita de tila, una vez fría, aplicada durante unos minutos descongestiona, pero también aclara la piel. Indicada para ojeras amorronadas.
  • Una cucharada de gel puro de aloe vera con una cucharadita de jugo de pepino y otra de infusión de hamamelis. Mezclar y conservar en un tarro de cristal. Aplicar un poco bajo los ojos cada mañana.
  • Diluir una aspirina en una cucharadita de leche. Masajear dando pequeños golpecitos con las yemas de los dedos.
  • Mezclar jugo de melocotón (durazno) y aceite de germen de trigo, resulta una excelente crema antiojeras y antiarrugas.
  • Utilizar protector solar.
  • Evitar el tabaco y el alcohol.
  • Dormir boca arriba y con la cabeza elevada. A veces una incorrecta posición del cuerpo al descansar hace que los fluidos no se distribuyan uniformemente. Elevar la cabeza cuando se logra que el líquido drene lejos del área de los ojos.

 Tratamiento despigmentante

Las personas con piel oscura pueden usar agentes blanqueadores recomendados por un dermatólogo. Es importante que sea un dermatólogo el que lo recete para asegurarse que las ojeras son causadas por la pigmentación de la piel.

niña con ojeras pobrecilla

El tratamiento despigmentante actúa sobre la melanina, sea cual sea el color de la epidermis, la sustancia responsable del color de la piel. Las cremas blanqueadoras contienen elementos que reducen la formación de melanina y eliminan las células de la piel ya manchadas, combatiendo así el oscurecimiento del contorno de los ojos: hidroquinona y ácido retinoico y glicólico.

Para los casos más severos la solución final es la cirugía plástica. La cirugía más común es la que levanta los párpados y elimina las bolsas, y de paso alguna arruga que otra. En realidad no hace desaparecer las ojeras pero al quitar el exceso de piel en esa área se notan menos. Es una de las operaciones más comunes y muchas veces se combina con tratamientos láser para mejores resultados. Anestesia local, una semana con modernos esparadrapos y adiós a la mirada avejentada.

Esperamos que el post te sirva para evitar las antiestéticas ojeras. A fin de lograr unos ojos perfectos te recomendamos eches un vistazo a este artículo en el que te contaremos cómo cuidar el contorno de tus ojos.

1 comentario en “Cómo quitar y prevenir las ojeras

  1. São todas as opniões válidas.
    mas eu costumo tratar das olheiras com minhas clientes,da seguinte forma.
    Eu analiso primeiro o estado de minhas clientes,si está extressada,por algum motivo,ou si sofre de insonia,si sofre de ma circulação.
    aconselho a mudar os abtos alimentar,por exemplo a noite tomar uma sopa leve e quentinha e procurar dormir mais cedo do abtual.
    INDICO para a cliente levar um creme para a area dos olhos ,que trata a area dos olhos cansada e com profunda olheiras e inchaso.
    indico a linha payot,com ótimo resultado.
    clarea olheiras e inchaso em poucas vezes de uso.
    é susseso absoluto.

Deja un comentario