Cómo cuidar un pelo liso

como cuidar un pelo liso

En el post de hoy te vamos a dar algunos consejos para que aprendas a cuidar el cabello liso

Este tipo de cabello es de los más habituales, pero tiene sus fans y sus detractores. Los que lo aman dicen que hay más variedad de cortes de pelo que puedes hacerte y que suele ser un tipo de pelo más favorecedor. Sin embargo, los que lo odian cuenta que no duran nada los peinados y que al no tener volumen se ve pobre y se ensucia con mayor rapidez.

Lo que está claro es que el cabello liso es muy frecuente entre la población femenina y que por esta razón debemos aprender a cuidarlo con estos sencillos tips.

 

Cómo lavar un pelo liso

Como ya hemos mencionado antes, el pelo liso se ensucia con mayor facilidad por lo que habrá que lavarlo casi a diario o un día sí un día no en la mayoría de los casos. 

Para ello es importante que se empleen champús de uso diario, algo más suaves y respetuosos con el cabello. 

Si con una aplicación de champú es suficiente, no es necesario dar dos. Respecto al acondicionador o mascarilla, muchos de ellos apelmazan los pelos más lisos. Esto suele ser por la cantidad que se emplea. No se necesita más de una almendra para repartir de medios a puntas y aclarar con abundante agua fría.

El aclarado también es importante ya que emplear agua fría va a ser fundamental para que la cutícula del cabello cierre y por lo tanto se muestre más brillante.

 

Cómo secar un pelo liso

Los cabellos lisos necesitan de un mayor mimo, suelen ser débiles y el cepillarlos en exceso no les suele ir bien.

Al secarlos con la toalla es mejor no frotar sino hacerse un moñete con ella para que absorba toda la humedad. 

Para peinarlos es bueno emplear cepillos de calidad con cerdas naturales o si se moldea nada de cepillos redondos de peluquería que junto con el secador van a acabar creando mucha electricidad estática. 

Es preferible secar los cabellos lisos al aire pero es cierto que si queremos aplicar volumen en la raíz tendremos que ayudarnos de un secador, cabeza boca abajo.

 

Cuidados diarios para el pelo liso

Las coletas son muy recurrentes pero intenta no llevarlas muy a menudo porque tanto moños como coletas tensos van a hacer que el pelo se rompa y se caiga con más facilidad. Actualmente hay gomas del pelo antirrotura que son ideales para llevar en este tipo de casos.

Desenreda siempre primero las puntas, son las parte que más se enmaraña y por lo tanto la que primero hay que atajar. Cuando las puntas estén completamente peinadas ya puedes pasar el cepillo por el resto de la melena, así evitarás enganchones y roturas capilares.

¿Qué trucos tenéis vosotras para cuidar los cabellos lisos?

Deja un comentario